Salud Ocular y Embarazo.

¿Sabías que durante la dulce espera es un buen momento para visitar a tu oftalmólogo? Te explicaré porqué.



Durante el embarazo ocurren cambios considerados normales en el funcionamiento del ojo, como por ejemplo, puedes notar cambios en la visión aún si empleas anteojos. Se explica porque ocurre un aumento en la curvatura y el grosor de la córnea, que altera de forma temporal la medida de tu vista. Es por este motivo que no se aconseja una cirugía refractiva para corrección visual en éste momento por lo menos hasta 2 meses después de la lactancia. Otro cambio importante es la disminución de la presión intraocular en la segunda mitad del embarazo, tiene mucha importancia en pacientes con hipertensión ocular o glaucoma, debido a que necesitan un monitoreo más estricto para su control, a la vez que pueden requerir un reajuste en la dosis o el tipo de medicamento. Todos estos cambios son temporales y se revierten al final del parto.


Si padeces de diabetes o hipertensión, deberías conocer que el embarazo es un factor de riesgo para el progreso de la retinopatía diabética preexistente. Se recomienda que las mujeres diabéticas que planeen tener hijos pasen por una revisión de fondo de ojo antes del embarazo, luego se aconseja un fondo de ojo en el primer trimestre y, según la severidad del caso puede variar entre una fondo de ojo mensual o anual. Además es muy importante que cumplas con el control de los niveles de azúcar en la sangre y sigas una dieta saludable.

En los casos de Eclampsia o Preeclampsia (Enfermedad hipertensiva del embarazo), es importante la revisión oftalmológica por las manifestaciones oculares que varían desde visión borrosa, percepción de “luces” o “destellos”, “moscas volantes”, visión doble, e incluso ceguera cortical. A veces estas manifestaciones oculares son el primer indicio de la enfermedad aunque la gran mayoría son reversibles después del parto y el pronóstico es en general, bueno.

Finalmente, el uso de medicamentos o colirios durante el embarazo es un tema importante. Existen medicamentos que te pueden afectar a ti o a tu bebé durante el período de gestación, e incluso en la lactancia. Pregúntale a tu oftalmólogo cuáles son los mejores medicamentos que puedes usar en este período.

10 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo